¿Por qué es vital que un profesional tenga buena imagen en la era digital y cómo conseguirla?

Los tiempos han cambiado en todo aspecto. Si bien hace algunos años muchos profesionales llevaban consigo tarjetas de presentación para entregarlas a compañeros o colegas, ahora las redes sociales y Google, son la principal carta de recomendación.

Y es que una correcta imagen profesional no está completa sin presencia digital, ya sea en el buscador de Internet más famoso del mundo o en cuentas como Facebook o LinkedIn.

Antes de una entrevista de trabajo, muchos pensaban únicamente en qué atuendo llevar o cómo proyectar seguridad y confianza. Hoy, se preocupan por la imagen digital y cómo son vistos desde las diversas plataformas donde pueden crear empatía o resaltar cualidades para ser la mejor opción de los jefes o posibles empleadores.

Lotty Castillo, CEO de LC Imaggent, consultora especializada en imagen y comunicación corporativa, asegura que los principales errores que se cometen a la hora de construir una imagen profesional en el mundo digital son:

• No tener presencia en buscadores. Un profesional que no está en google, no existe. 
• Confundir el objetivo de las diferentes plataformas digitales. Facebook no es lo mismo que LinkedIn.
• Que tu imagen digital supere a tu imagen real. Prohibido vender gato por liebre y recordar que se debe cuidar todo lo que se comparte, desde fotos hasta textos.

Es así que tener presencia digital tiene muchas ventajas. Silvana Cárdenas, Country Manager de Right Management Perú, asegura que contar con un perfil es indispensable, independientemente de la edad que el profesional tenga. Ella brinda algunos pasos para crear uno de manera exitosa.

1. Seleccionar información oportuna: debe ser veraz y tanto las imágenes como los contenidos que publica deben estar alineados a su interés y a cómo quiere posicionarse en redes. También mantener coherencia entre todas las redes sociales y profesionales que utiliza.

2. Evitar errores: el más común es tener un perfil pobre y básico sin una foto o con una poco profesional, específicamente en LinkedIn.

3. Amplia tu red profesional: el profesional que tenga un perfil digital como LinkedIn tendrá la oportunidad de interactuar con otros profesionales del mismo rubro, clientes, entre otros y así tener oportunidades laborales. Para esto debe compartir contenido valioso que lo ayude a posicionarse como experto y desarrollar su marca personal.

4. Nuevas oportunidades: al profesional que se encuentra empleado se le recomienda que continúe ampliando su red de contactos, que comparta contenido valioso que lo ayude a posicionarse como experto y desarrollar su marca personal. El mejor momento para trabajar la empleabilidad es cuando te encuentras trabajando.

5. Reserva tu información: el profesional debe ser muy cauteloso con la información que suba a internet. Es importante guardar coherencia y alinear esos contenidos a la imagen que el ejecutivo quiere proyectar.

La nota completa en el siguiente link: https://bit.ly/2UUbu8x

Compartir: